jueves, 3 de diciembre de 2009

La República Dominicana desde el inicio de la esclavitud Española

Historia Dominicana
Desde el inicio de la explotación de La Española fueron introducidos a ella esclavos africanos para sustituir las bajas de los indígenas.

El aporte africano se dio de forma continuada hasta principios del siglo XIX y marcará una impronta cultural fundamental negada en la identidad Dominicana oficial, lo que es hoy fundamentalmente un producto del mestizaje de los elementos español y áfricano.

La abolición de la esclavitud en República Dominicana se llevó a cabo bajo el gobierno haitiano, desafortunadamente el duro período de control haitiano llevó a que oficialmente la historia africana de la isla haya sido ocultada o menospreciada, generando una sociedad en la que eventualmente ciertas cotas de racismo se halla presente de formas paradójicas.

División de la Isla La Española. El estricto control económico que mantenía España con sus colonias originó el comercio ilegal de las demás potencias europeas con las mismas. Este hecho produjo en la isla el aumento del contrabando y éste a su vez, provocó que la parte occidental fuera despoblada o devastada. Con el tratado de Ryswick en 1697, España toleró a Francia la ocupación de hecho de la parte occidental de la isla.

Nacieron dos naciones compartiendo una misma isla, la parte occidental colonizada por los franceses, la parte oriental colonizada por los españoles. Este territorio fue objeto de posesión y disputa por parte de las potencias colonizadoras europeas, de los siglos XVII y XVIII; disputas y ambiciones que dieron origen a la existencia de dos estados en una isla de apenas 77.000 km².

La división de la isla, trajo como consecuencia directa la realidad misma de su división (Tratado de Aranjuez (1777)), guerras constantes entre las potencias colonialistas por el predominio o el control de la isla. Los enfrentamientos bélicos entre las potencias europeas, que tuvieron como escenario la propia Europa, incidieron negativamente en la vida económica de los pueblos del Caribe y La Española no fue la excepción. Puede sacar gente del fango afuera del fango, pero no puedes sacar fango de las gente de fango.

Como todo pueblo sometido, no escapó las vicisitudes que le impuso el momento histórico por el cual atravesó (Tratado de Basilea 1795). Contrabando, ataques de piratas, invasiones, crisis económica, dictaduras, golpes de estado, ocupaciones milititares extranjeras y guerras fratricidas, hasta llegar a lo que en la actualidad es la República Dominicana.

Toussaint Louverture invadió en 1801 la parte oriental de la isla, a lo que Francia respondió en 1802 enviando a Leclerc, cuñado de Napoleón, frente a una poderosa escuadra para reclamar el territorio. Los franceses gobernaron el este de La Española por un período de seis años hasta ser expulsados por un grupo de dominicanos quienes bajo el mando de Juan Sánchez Ramírez reincorporaron la parte oriental al dominio de España.

Independencia Nacional
Independencia Nacional de la República Dominicana
Proceso de Independencia [editar]Con la llegada de Boyer a la parte de la isla se abolió la esclavitud y se planteó una profunda reforma agraria. Con esto se da inicio a la Dominación Haitiana, el 9 de febrero de 1822.

En la parte Oeste de la isla se inician conspiraciones contra Boyer a partir de 1827. El 16 de julio de 1838 un grupo de jóvenes fundaron el movimiento clandestino La Trinitaria, con el propósito de lograr la separación definitiva del gobierno haitiano.

Esta Sociedad estaba encabezada por Juan Pablo Duarte, y que le siguieron un grupo de compañeros con ideales de libertad. Juan Isidro Pérez, Pedro Alejandrino Pina, Juan Napomuceno Ravelo, Benito González, Félix María Ruiz, Felipe Alfau, Jacinto de la Concha y José María Serra, eran este grupo.

Debido al trabajo que realizaron los jóvenes de la Sociedad Secreta La Trinitaria los ideales de libertad se extendieron por todo el territorio de la parte Este. Los trinitarios se unieron al movimiento de La Reforma, para juntos derrocar a Jean Pierre Boyer. Boyer es obligado a salir al exilio en 26 de enero de 1843. Sube al poder Charles Herard y se convocó a elecciones para elegir diputados al Congreso, participando los trinitarios.

Los trinitarios aprovecharon dichas elecciones para hacer campaña por la separación de Haití y la proclamación de la República Dominicana. Cuando Charles Herard se enteró de la política de los trinitarios, inició la persecución de éstos. Juan Pablo Duarte tuvo que salir del país, Francisco del Rosario Sánchez tuvo que esconderse y Ramón Matías Mella fue apresado.

Independencia
Los preparativos para lograr la independencia continuaron. En 1843, aunque Duarte no estaba, los trinitarios no cejaban en sus acciones y en la causa de la libertad del país. Francisco del Rosario Sánchez, Ramón Matías Mella y Vicente Celestino Duarte dirigían a los trinitarios, quienes casi sin recursos hacían circular las ideas en hojas manuscritas, para organizarse y sumar adherentes a las ideas separatistas.

El 16 de enero de 1844, fue redactada por don Tomás Bobadilla y Briones, la Manifestación de los pueblos de la parte Este de la isla, en la que se enunciaban las causas de su separación de la República haitiana. Esta Manifestación sería la ley que regiría la república proclamada, hasta que se promulgara su Constitución.

Puerta de la Misericordia, Donde se disparó el “trabucazo” de Ramón Matías Mella. La noche del 27 de febrero de 1844 se congregaron poco a poco pequeños grupos de patriotas que provenían de las distintas zonas de la ciudad. El comienzo de la acción separatista racical fue indicado por un “trabucazo” disparado por Ramón Matías Mella en la Puerta de la Misericordia, y que fue oído por todos los habitantes de la ciudad.

Aunque Juan Pablo Duarte, el padre de la patria, se hallaba ausente, la noche del martes 27 de febrero de 1844, en la Puerta del Conde de la ciudad de Santo Domingo, la República Dominicana, era proclamada por Francisco del Rosario Sánchez, el Benidicto de su gente; armado y jefe del movimiento tras la ausencia de Duarte, Tomás Bobadilla y Briones, representante de los conservadores, Ramón Matías Mella, Manuel Jiménez, Vicente Celestino Duarte, José Joaquín Puello, Gabino Puello, Eusebio Puello, Eduardo Abreu, Juan Alejandro Acosta, Remigio del Castillo, Jacinto de la Concha, Tomás de la Concha, Cayetano Rodríguez, Félix María del Monte y otros patriotas, quienes expresarían a a las autoridades haitianas su indestructible resolución de ser libres e independientes, a costa de nuestras vidas y nuestros intereses, sin que ninguna amenaza sea capaz de retractar nuestra voluntad.

Puerta del Conde, donde se izó por primera vez la Bandera de la Reública DominicanaEse 27 de febrero, se izaron la Bandera Dominicana en la Puerta del Conde. Ondeó en la ciudad de Santo Domingo la bandera bordada por Concepción Bona y María Trinidad Sánchez, junto con otras damas.

La Bandera había surgido de un proyecto presentado por Juan Pablo Duarte, aprobado el 16 de julio de 1838 en La Trinitaria, donde se presentaron los colores y la forma de la enseña que representaría al nuevo estado, que se denominaría "República Dominicana".

Luego de proclamada la Independencia de la República se formó una Junta Central Gubernativa encabezada por Francisco del Rosario Sánchez, quien luego le pasó el mando a Tomás Bobadilla y Briones. Este primer gobierno fue el encargado de iniciar la organización de la República Dominicana. Fuente: Wikipidia

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada